FIBA avanza en las alianzas estratégicas para potenciar el Mundial de Básquet. La organización sabe que la comparación con el espectáculo de la NBA es inevitable, por eso ofrece un producto de gran calidad en innovación y diseño.