La compañía trabaja con clubes, dirigentes y agentes para brindar servicios de consultoría en el scouting de jugadores. Driblab no captura datos: procesa la información generada por otros. Sus “radares” para presentar las métricas ya son un clásico del mercado deportivo.