La cantidad de goles puede ser un factor interesante para medir qué tan atractivo es un campeonato o, incluso, para determinar la disparidad en un certamen: un torneo con muchos goles también significa que hay equipos capaces de imponerse con mucha facilidad.

Un informe de STATS Perform saca varias conclusiones a partir del análisis de los goles. El reporte analiza 15 certámenes desde enero de 2015 y concluye, por ejemplo, que el Mundial de Clubes es el que ofrece el mayor promedio de gritos por partido, con una media de 3.25 por juego. Allí, justamente, se da una particularidad: es el único escenario donde se encuentran clubes de todo el mundo, y la diferencia entre los europeos y el resto es abismal.

Seis de las 15 competiciones tienen un promedio que oscila entre 2.71 y 2.75 goles por encuentro, y cuatro de los cinco torneos donde más tantos se celebran están en Europa: UEFA Champions League (3,01), Bundesliga (2.94) y Serie A (2.75). La excepción en el está en la Primera A de Chile (2.74). En Europa, solo una de las Big 5 baja del 2.70 de media: además de las dos mencionadas, están La Liga (2.71), Premier League (2.73). Ligue 1, en cambio, marca 2.58 por juego.

En Latinoamérica las cifras bajan estrepitosamente. La Liga MX es, con el campeonato chileno, la otra anormalidad: se gritan 2.72, una métrica similar a los grandes certámenes europeos. La Copa Libertadores, la cúspide de los torneos latinos, promedia 2.49, casi medio gol por partido menos que la Champions League. En la Copa Sudamericana ocurre lo contrario: ronda los 2.19 goles y es el certamen con menos tantos por juego.

Argentina, Brasil y Colombia no alcanzan los 2.40: la Superliga promedia 2.28, la DiMayor 2.26, y el Brasileirao 2.35. Colombia y Argentina son los únicos dos certámenes nacionales que superan los 2.000 partidos en el periodo de tiempo analizado.

La métrica confirma algo que el sentido común podía prever: la mayoría de los equipos líderes en promedio de goles por partido son los vigentes campeones. La regla se confirma en Argentina (Boca Juniors; 1.68), Chile (Universidad Católica; 1.86), Alemania (Bayern Munich; 2.59), España (Barcelona; 2.73), Francia (PSG; 2.65), Inglaterra (Manchester City; 2.32) y Europa League (Chelsea; 2.40). De hecho, diez de los 15 líderes ganaron el campeonato en el cual encabezan la métrica en algún momento entre 2015 y 2020.

Los catalanes, con 2.73 por encuentro, gobiernan la estadística a nivel global: marcaron 549 goles en 201 juegos. PSG es el otro club que llegó a los 500 gritos, con 524 en 198 encuentros.

La estadística más baja aparece en Colombia: Atlético Nacional e Independiente Medellín promedian 1.49 por partido, el más débil entre los líderes de goleo en estas 15 competiciones. Y con una particularidad: el último campeón fue América de Cali, aunque ambos lograron alzarse con el título durante el periodo estudiado.

 

Los goleadores también tienen su espacio: entre las 15 competiciones, hay cinco apellidos que se repiten tanto en la mayor cantidad de goles anotados como el promedio más alto desde 2015. Gabigol lidera ambas tablas en Brasil, Germán Cano en Colombia, Lionel Messi en España, Harry Kane en la Premier League y Aritz Aduriz en la UEFA Europa League. En la Champions League, Cristiano Ronaldo es el máximo artillero desde 2015, y encabeza el promedio de goles por partido en la Serie A con 0.79.

Sin embargo, la brillante aparición de Erling Haaland se lleva la atención principal del reporte. Encabeza el promedio de goles por partido tanto en la Bundesliga como en la UEFA Champions League: lleva 1.13 en el torneo local, y 1.25 en el continental.

 

NOTA

[custom_author=NR]

VISUALIZACIÓN

[custom_author=MMC]